domingo, 7 de febrero de 2016

Amazing News: Semana del 1 al 7 de febrero


Volvemos con el recopilatorio semanal de noticias tras el parón de la semana pasada con motivo del 1r Salón del Cine y las Series.

Antes que nada, merece la pena comentar que desde el otro lado del charco nos llegan ya las primeras impresiones sobre “Deadpool”, y apuntan todas en la buena dirección. Lo que vendría a ser la guinda del pastel tras su genial e irreverente campaña de marketing, y una forma de redimirse de la tropelía que sufrió el personaje en “X-Men Origins: Wolverine”. De todos modos, en España no tendremos oportunidad de corroborarlo hasta el 19 de Febrero. En cualquier caso, parece que estamos ante otra propuesta Marvel alejada de la fórmula clásica del estudio, como ya ocurriera –en cierta medida- con “Guardianes de la Galaxia”.

Dicho esto, vayamos con las noticias.

Toni Collette se une al reparto de "xXx: The Return Of Xander Cage”, película de la que nos siguen llegando imágenes como la que ilustra este post. La actriz se meterá en la piel de una burócrata del servicio de inteligencia. 


Si esta secuela-reboot funciona, ¿habrá más entregas de la saga? Probablemente, aunque dude que lleguen a ser tantas como las que acumula ya “Fast & Furious”, que ya ha fijado fecha para las entregas novena y décima, que se estrenarán en 2019 y 2021, respectivamente.

La que sigue sin fecha de estreno fija es la secuela de “Avatar”, cuyo rodaje parece al menos sí podría empezar ya. Concretamente, en Abril de este año en Nueva Zelanda.

Y seguimos con la secuelas, porque parece que Noomi Rapace no estará en la de "Prometheus", continuación que finalmente se titulará  "Alien: Covenant". 

Quién tampoco repetirá, en este caso en la silla de director, es Andrés Muschietti con la planeada secuela de “Mama”. Serán los directores y guionistas del film de terror "Starry Eyes", Dennis Widmyer y Kevin Kolsch, quienes se encarguen de sustituirle, amén de reescribir también el guión.
La película que también encuentra guionistas es "Rampage", la adaptación del popular videojuego con Dwayne Johnson a la cabeza. Los elegidos son Carlton Cuse y Ryan Condal, creadores de la serie de ciencia-ficción "Colony". Recordemos que el director será Brad Peyton, que ya ha dirigido a Johnson en dos ocasiones, "Journey 2: The Mysterious Island" y la más reciente "SanAndreas", dos de las películas de su filmografía. Por tanto, escasas expectativas de cara a esta tercera colaboración entre actor y director.

Y después de haber llovido mucho tras su anuncio, parece que el reboot de “El Zorro” en clave futurista-postapocalíptica ya va tomando forma. Por lo pronto, ya tenemos nuevo título, “Z”, (nada de “Zorro Reborn”) y director asignado: Jonás Cuarón, hijo del director de cine Alfonso Cuarón.

Otro reboot en camino es el de "MacGyver", que tendrá una nueva versión televisiva y una adaptación a la gran pantalla. Un proyecto que no podría darme más miedo…
Sigamos… 

Michael Pitt (Boardwalk Empire) será el villano del live-action americano de "Ghost in the Shell". Recordamos que a la protagonista Motoko Kusanagi (a saber cómo la llamarán en la versión yanqui) estará interpretada por Scarlett Johansson, quién ya ha cogido sobrada experiencia en el campo de la acción como Viuda Negra en las películas de Marvel, y que el director es Rupert Sanders (Snow White and the Huntsman).

Por su parte, Gary Oldman se une a Gerard Butler en el thriller de acción de submarinos (¡bien!)"Hunter Killer", basado en la novela de Don Keith "Firing Point". La historia se centra en un general ruso que secuestra al presidente de su país, esperando con ello dar inicio a la Tercera Guerra Mundial. Tendrán que enfrentarse a él un capitán de submarino, Joe Glass (Butler), y un equipo SEAL de la Armada. Oldman no será el villano, sino que se encargará de interpretar a un funcionario estadounidense.

Y ya por último, démosle una nueva vuelta de tuerca al subgénero zombie con Ethan Hawke, que acaba de fichar para el thriler "24 Hours to Live", sobre un asesino a sueldo que regresa a la vida por un tiempo limitado para, presumiblemente, alcanzar al redención que buscan todos los asesinos a sueldo (siempre que sean el bueno de película). Así a bote pronto, me ha venido a la mente la genial (y lamentablemente poco conocida) “Dead Heat”, aunque en aquella eran un par de policías los que regresaban de entre los muertos.

Me despido dejándoos un tráiler “al estilo grindhouse” de "Star Wars


viernes, 5 de febrero de 2016

“The Revenant” (2015) - Alejandro González Iñárritu



Año 1823. En las profundidades de la América salvaje, el explorador Hugh Glass (Leonardo DiCaprio) participa junto a su hijo mestizo Hawk en una expedición de tramperos que recolecta pieles. Tras ser atacados por los nativos, los tramperos inician el camino de regreso a casa. Por desgracia, durante el trayecto, Glass resulta gravemente herido después de ser atacado por un oso y abandonado a su suerte por un traicionero miembro del grupo, John Fitzgerald (Tom Hardy). Con el anhelo de la venganza como única meta, Glass regresará de entre los muertos para dar caza al repugnante traidor, atravesando territorio hostil con la muerte pisándole los talones a cada paso.


Comentario: Western y venganza. Dos palabras que en los últimos tiempo parecen ir bien cogidas de la mano. Sirvan de ejemplo películas como “Seraphim Falls”, “Django Unchained” o las no tan conocidas (por no haberse estrenado comercialmente en España) “The Salvation”, “Sweet Vengeance (Sweetwater)” o la especialmente recomendable “The Dark Valley” (una co-producción austro-alemana protagonizada por el británico Sam Riley). 

El leitmotiv de la venganza, muy trillado ya en géneros como el thriller, parece haber encontrado una segunda casa en el western; género que, gracias a Dios, se niega a desaparecer. Desde luego, la producción del llamado aquí “cine del oeste” es minoritaria si la comparamos con sus años de esplendor (que concluyeron con la llegada de la década de los 70), pero que se siga pisando ese terreno con un puñado de películas al año, y algunas de éstas consigan tener cierta o bastante relevancia /visibilidad (sobre todo si son cineastas como Tarantino quienes nos las traen), es muy de agradecer. Sobre todo para un confeso amante del género como es un servidor.

Así que después de exaltar las virtudes de los odiosos deTarantino, hoy me toca hacer lo propio con el trampero Hugh Glass de Iñárritu, interpretado éste por un descomunal Leonardo DiCaprio que, de nuevo, vuelve a reclamar el Oscar que la academia lleva años negándole (a saber por qué). Un DiCaprio que da la impresión de haber sufrido tanto con el rodaje como su propio personaje en su arduo periplo hacia la venganza, ese abrasador deseo que le impide dejarse caer rendido en los brazos de La Parca.

Pero para mi, rendirse a las bondades de un film como “The Revenant” resulta fácil. Sus remarcables aspectos meramente técnicos, como su impecable fotografía o su edición de sonido, son absolutamente cautivadores. A eso se le une la poderosa dirección de Iñárritu, con sus virtuosos planos secuencia (a veces visualmente desgarradores) e implacables giros de cámara de 360 grados.

Es cierto que algunos la han acusado de ser una cinta contemplativa y pretenciosa, hasta el punto de compararla con el cine de Malick. No voy a negar cierta veracidad en esas afirmaciones, si bien no creo que eso llegue a perjudicar excesivamente el rigor narrativo que imprime Iñárritu en su propuesta. Por otro lado, el cineasta jamás olvida la historia que tiene entre manos, mientras que Malick parece siempre más empeñado en recrearse y regocijarse en la belleza de cada maldito plano que rueda, que  interesado en contarnos algo. La verdad, siempre he creído firmemente que si quieres filmar poesía en movimiento y hacer planos para enmarcar, mejor estrena tu película en un museo en vez de una sala de cine.

Pero como iba diciendo, bajo mi juicio, Iñárritu consigue posicionar sus pretensiones al mismo nivel que los resultados conseguidos, una empresa no siempre fácil de alcanzar. De modo que esos aires dan contundencia al relato, a la crudeza casi palpable de los acontecimientos, al sufrido y flemático periplo de Glass por consumar su deseo de venganza, a la tortura no sólo física sino también psicológica a la que le someten los recuerdos, etc.

Si acaso, consideraría algo adverso el uso recurrente de los sueños oníricos, producto éstos, en ocasiones del dolor, en ocasiones de la convalecencia del protagonista. Quitando esos momentos algo ornamentales, y también algunos minutos por aquí y por allá (¡qué obsesión con estirar tanto el metraje!), “The Revenant” funciona admirablemente bien, y reafirma el buen estado de salud del que goza todavía estee género superviviente. 

Por cierto, mención especial a Tom Hardy, porque no hay héroe sin villano, y su John Fitzgerald es la codicia y el egoísmo personificados. 


 VALORACIÓN PERSONAL

sábado, 30 de enero de 2016

¡Bienvenidos al 1r Salón del Cine y las Series!



Feria, congreso, convención, salón… Se los conoce por varios nombres, y los hay para todos los gustos y necesidades. Los eventos temáticos son incontables alrededor del mundo. Suelen tener un contenido y fin común, y se realizan de forma periódica (anual, mayormente) en las distintas ciudades que los acogen. También los hay de itinerantes, por supuesto, aunque suele ser más habitual que se celebren siempre en unas mismas fechas ya concretadas.

Las temáticas son muy diversas, como ya he comentado. Los hay dedicados a la gastronomía, al turismo, al automóvil o algo tan actual como la telefonía móvil. A nivel cultural, por ejemplo, podemos encontrar ferias dedicadas a la música o la literatura, así como a aquellas artes consideradas “minoritarias” (aunque por suerte cada día lo son menos) como el cómic (el “Salón del Cómic de Barcelona” o las multitudinarias Comic-Con americanas como la de San Diego). Incluso el anime y el manga (el cómic japonés) cuentan con su propia feria en la ciudad condal con “Salón del Manga”.

Entonces, ¿cómo es posible que no exista una feria que se ocupe de algo tan popular e imprescindible en nuestras vidas como es el séptimo arte? Es cierto que salones como los del cómic cada vez más ofrecen un hueco importante a la industria cinematográfica (americana, sobre todo). ¡Si hasta la industria pornográfica tiene su propio evento! (véase el “Salón Erótico de Barcelona”).  Imagino, pues, que la misma pregunta que encabeza este párrafo se debieron hacer los organizadores del “Cinemaworld”, el primer “Salón del Cine y las Series” que se realiza en Barcelona (¿dónde si no?) a lo largo de este último fin de semana del mes (días 29, 30 y 31 de Enero).


Como habréis deducido fácilmente por el nombre, este salón no sólo se vuelca en el cine, un arte que muchos amamos desde lo más profundo de nuestro ser, sino también a la cada más arraigada (a nivel de reconocimiento) industria televisiva, que con sus grandes series de éxito (muchas ya de culto) cosechan legiones y legiones de fans por todo el mundo.

¡Por fin los cinéfilos y los seriéfilos tienen/tenemos nuestro propio salón temático! 

Pero el “Salón del Cine y las Series” no es sólo un punto de encuentro para los aficionados (y el público en general), sino también para la industria del cine (actores, directores, productoras, distribuidoras…), especialmente para el cine (profesional y/o amateur) que se hace dentro de nuestras fronteras. Sobre todo para dar impulso (bendito sea el crowdfunding)  a un sector siempre necesitado de nuevos talentos y de personas que crean en ellos y les apoyen.


Para todo ello y más, el salón cuenta con cerca de 75 expositores con empresas y asociaciones relacionadas con el sector. Desde tiendas especializadas (librerías, merchandising, coleccionismo, etc.) hasta escuelas de cine, así como entidades sin ánimo de lucro. Además, propone una gran variedad de actividades abiertas a todo el público, como conferencias sobre distintos temas (la cada vez más estrecha relación entre “el cine y el cómic”, en la que un servidor estuvo presente; el subgénero zombie en la actualidad, el mundo del doblaje, entre otras charlas), mesas redondas con reconocidos actores, directores y/o guionistas; proyecciones (el primer episodio de la inminente “Las Crónicas de Shannara”) y talleres (de maquillaje, por ejemplo) en los que participar y divertirse junto a auténticos profesionales del gremio. Todo ello mientras recorremos los concurridos pasillos rodeados por fantásticas exposiciones dedicadas a iconos del cine tales como Indiana Jones o James Bond, así como las más galácticas destinadas a Star Wars o Star Trek.

  
Así que si después de leer esto no estáis salivando y deseando salir pitando en dirección al salón, entonces no sé qué más contaros. Porque si estáis cerca, no tenéis excusa (o quizás sí) para no acudir a lo que, considero, una cita ineludible para todo amante del séptimo arte (¡y de las series!). Un rincón creado con mucho amor, que inicia ahora, y con mucha fuerza, su osada andadura y que esperemos (deseamos) perdure por muchos años más. Larga vida al “Saló del Cinema y las Sèries”.

domingo, 24 de enero de 2016

Amazing News: Semana del 18 al 24 Enero


Esta semana ha tenido sus buenas y sus malas noticias. Podríamos empezar por las buenas y dejar las malas para el final, pero no quisiera que terminarais de leer el post con un mal sabor de boca. Así pues, hagamos un popurrí con todas ellas. 

Entre las mejores noticias, destacaría el hecho de que Paramount haya retirado de su calendario de estrenos la secuela de “Terminator: Genesys” (¡menudo alivio!). “Hasta la vista, baby”, que diría el T-800, a la planeada nueva trilogía con la que el estudio pretendía sacar tajada del buen nombre de Terminator. Ya es que el segundo intento de relanzar la franquicia que se va al garete (no contaremos la tercera entrega como reboot), y eso que aun siendo mucho peor película, “Terminator: Genesys” ha logrado recaudar más dinero en taquilla que “Terminator Salvation”.

A quienes debe gustar mucho “Terminator Salvation” es a los mandamases de Sony, porque sino no se entiende que negocien con alguien con tan escasos méritos como McG para hacerse cargo de la tan pretendida adaptación cinematográfica de “Master del Universo”. A decir verdad, los otros candidatos propuestos por el estudio, Jon M. Chu (GI Joe: Retaliation) y Jeff Wadlow (Kick-Ass 2), no es que fueran mejores opciones (más bien lo contrario), e imagino que Brett Ratner no estaba disponible en ese momento. 

Una elección poco esperanzadora para llevar al cine unos dibujos tan míticos para toda una generación. En fin, siempre nos quedará la versión ochentera de la Cannon (yo es que le tengo cariño…).

Hablando de He-Man, al parecer Definitive Films, responsable de documentales como “Turtle Power” y “Nintendo Quest”,  ha lanzado una campaña Kickstarter para sacar adelante  POWER OF GRAYSKULL: The Definitive History of He-Man and the Masters of the Universe, un nuevo documental centrado en la popular serie de dibujos animados de Filmation. El docu nos hablará no sólo de las distintas versiones de la serie, sino también de las líneas de juguetes, los cómics y, cómo no, de la ya citada película con Dolph Lundgren. 

No os hacéis una idea de lo mucho que me gustaría ver este documental, y si no sufriera tanto para llegar a fin de mes, ya habría hecho mi pequeña aportación.

En otro orden de cosas, Universal confirma oficialmente a Tom Cruise como protagonista del nuevo reboot de “La Momia”. La primera versión fue una cinta de terror reconvertida en clásico de culto, y la segunda una de aventuras repleta de acción y efectos especiales. ¿Qué será ahora? Por el momento lo poco que sabemos es que estará ambientada en la actualidad, lo que a mi gusto le hace perder muchos puntos.

Con este nuevo reboot, el estudio pretende relanzar sus monstruos clásicos a la gran pantalla, cosa que ya intentó -con no demasiada buena fortuna- hace unos años con el hombre lobo de Benicio Del Toro. Si Cruise consigue atraer al público como con Ethan Hunt, preparémonos para también el retorno de Drácula y Frankenstein.

Otros fichajes interesantes son los de Jet Li y Tony Jaa para darle la réplica al equipo que liderará Vin Diesel en su regreso a la saga Triple X con "xXx: The Return of Xander Cage". La película, que cuenta de nuevo con Samuel L. Jackson en el papel del agente Gibbons (un pseudo Nick Furia), estará dirigida esta vez por D.J. Caruso (Disturbia, Eagle Eye), y la chica de la película será la jovencita Nina Dobrev (The Vampire Diaries).


Y Rob Cohen, autor precisamente de la primera “xXx”, se encargará de dirigir “Cathegory 5”, cinta de robos mezclada con cine catastrófico, dos géneros que el director ya conoce bien (véase Fast and Furious y Daylight). Según cuenta la breve sinopsis, dos personas, un meteorólogo y una agente del tesoro, deberán impedir un robo al tiempo que intentan sobrevivir al terrible huracán de Categoría 5 (también apodado como “la tormenta del siglo”) que azota la ciudad. A bote pronto, un thriller catastrofista muy en la línea de la reivindicable “Hard Rain”. Si pilla a Cohen de buenas, podría salir algo interesante.

No tan interesante es la idea de hacer un remake del clásico ochentero “Dentro del laberinto”,  de Jim Henson. Y es que algún insensato ha pensado que sería genial honrar al recientemente desaparecido David Bowie rehaciendo una de las películas más populares y queridas en las que participó. Conociendo la “originalidad” de Hollywood, no me extrañaría nada que ficharan a Lady Gaga como Reina de los Goblins, en lugar del Rey estrafalario al que encarnó Bowie.
Y ya para acabar. 
Benedict no es un nombre muy corriente en Hollywood, así que ya es casualidad que dos intérpretes con ese nombre vayan a trabajar codo con codo en la misma película. Y es que el actor inglés Benedict Wong (The Martian) será el compañero/asistente de Benedict Cumberbatch en "Doctor Strange".

Finalizo el post con el bonito póster de “The BFG (The Big Friendly Giant)”, la última incursión de Spielberg en el cine fantástico para toda la familia. Una nueva adaptación del cuento de Roald Dahl, si bien la primera en carne y hueso, ya que la anterior fue una producción animada (más bien poco conocida). Como aliciente, decir que el guión recae en  Melissa Mathison, que ya escribió para Spielberg la maravillosa “E.T., El Extraterrestre”.