domingo, 27 de abril de 2008

"Pleasantville" (1998) - Gary Ross

¿Qué ocurriría si dos adolescentes del mundo moderno se trasladaran al utópico mundo de los seriales conservadores de los años 50?

Pleasantville”, espléndido debut en la dirección de Gary Ross (guionista de Big), nos ofrece la respuesta a través de un film que mezcla la simpática e inocente comedia con el drama más tierno, aderezado todo con un toque fantástico que sirve de nexo entre la historia que se nos cuenta y el trasfondo que realmente guarda en sí misma.


David, un chico tímido e ingenuo, y su hermana Jennifer, una chica frívola e insensata, son teletransportados como por arte magia -y no de forma casual- a “Pleasantville”, una pequeña ciudad ficticia perteneciente a un viejo serial de tv en blanco y negro al que el primero de ellos (David) es un devoto aficionado.

Su llegada a este mundo irreal resulta chocante para ambos, especialmente para Jennifer, que no está dispuesta a perderse la cita de su vida con el guaperas de su instituto para quedarse encerrada en un lugar que ni conoce ni le gusta.
David en cambio, poco a poco empieza adaptarse, puesto que conoce ese mundo como si el mismo lo hubiera creado.

Y como es Pleasantville?
Pues tal como indica su nombre es una villa plácida dónde nunca ocurre nada grave ni escandaloso, dónde siempre brilla el sol, donde sus lugareños conviven en paz y harmonía, dónde los jóvenes son modositos y están libres de preocupaciones, dónde el satisfecho hombre es el que trae el dinero a casa y la complaciente mujer la que cocina y cuida de sus seres queridos. Un lugar pues, falsamente idílico.

La llegada de los dos hermanos empieza a causar estragos en la rutina del pueblo, sobretodo debido a Jennifer, que empieza alborotando al chico más popular del instituto descubriéndole una nueva faceta de las relaciones entre hombre y mujer, es decir, descubriéndole el sexo. A este nuevo suceso le siguen otros pequeños cambios que a medida que se van acumulando empiezan a revolucionar la convivencia de muchos de los lugareños.

Estos cambios, entre la falsa realidad que representa Pleasantville y la verdadera realidad que traen consigo David y Jennifer, se ve plasmada en la pantalla por el contraste entre el blanco y negro inicialmente imperante y el color que poco a poco se va adueñando de personas y lugares.

Con el blanco y negro Ross plasma lo arcaico, lo retrógrado, lo preestablecido como bueno, la falsa moralidad... Mientras, con la amplia paleta de colores hace todo lo contrario, marcando lo que es real -sea bueno o malo-, lo que es pensar por uno mismo, las emociones del individuo, etc.

Su intención no es hacer uso del color como algo siempre complaciente sino como lo que es la vida real, que tanto puede ser grata y generosa como dura e injusta.
Los jóvenes protagonistas no representan la verdad absoluta pero si la libertad de expresión, la libertad de elegir por nosotros mismos, aunque a veces nos equivoquemos.


Observando con detalle varios aspectos y escenas del film percibimos esa sútil crítica que el director/guionista realiza sobre la ilusoria american way of life. Incide también en la influencia de los medios de comunicación en la sociedad y la manipulación a la que esta se somete regularmente, tal como hiciera ese mismo año la película de Peter WeirEl Show de Truman" (con la cual guarda ciertas similitudes), y además realiza una reflexión sobre algunos temas aún tabúes como el sexo, atacando de forma sugestiva el ultraconservadurismo americano (como pudiera ser cualquier otro) y, ya de paso, también al racismo.

Pero no solamente cambian y evolucionan los habitantes de Pleasantville sino también los propios protagonistas, que con dicha experiencia maduran rápidamente en un espacio y tiempo distintos a los que les han visto nacer y crecer. Y es ahí donde radica otro los tantos aciertos de la película, remarcando así que todos, sin excepciones, tienen algo que descubrir y explorar en su interior.

Por supuesto nada de esto sería creíble de no ser por un reparto perfectamente intregado en los papeles que les ha tocado desempeñar.
Encontramos así a un convincente Tobey Maguire en su primer papel como protagonista, encarnando al tímido David, un personaje que le viene como anillo al dedo, de igual modo que le viene el suyo a Reese Witherspoon.

A ellos se les une un excelente elenco de secundarios -a menudo desaprovechados en la industria hollywoodiense- como son William H. Macy, Joan Allen, Jeff Daniels o J. T. Walsh, éste último realizando su última aparición en pantalla (falleció aquel mismo año debido a un ataque cardíaco)

Además de la notable dirección de Ross, juega a su favor un agradable trabajo de fotografía y una estupenda banda sonora de Randy Newman con piezas realmente cautivadoras. Sin olvidar tampoco la versión del “Across The Universe” que canta Fiona Apple y que aparece al final de la película (el videoclip de la misma fue dirigido Paul Thomas Anderson)

Y claro está, la original y sorprendente utilización de los efectos especiales para llevar a cabo ese juego cromático tan revelador (se rodó enteramente en color para después decorolarla)

Obviamente, no todo es perfecto y se la puede acusar de ser una propuesta un tanto edulcorada y de tener un final bastante flojo y blando con respecto al resto de la película. Incluso algunos momentos pueden resultar tan ingenuos como la falsedad que pretende desenmascarar. Sin embargo, opino que son males menores para un film que resulta muy ameno a lo largo de sus dos horas de metraje, que invita a la reflexión y que además posee momentos inolvidables.

Una lástima que en su año de estreno pasara más bien desapercibida, porque es una película que vale la pena ver y degustar.
Por sus demostradas virtudes y obviando sus pequeños errores, la valoro como un film de imprescindible visionado.


Valoración personal:

8 comentarios:

Jorge - cinenovedades dijo...

Vaya!!! Si le has puesto imprescindible en tu calificación debe ser realmente muy buena. No tenía conocimiento de esta peli, y menos de que fue el debut de Tobey Maguire.

Resulta bastante interesante la idea del guión y por lo que dices está muy bien plasmado en el resultado final. Espero verla pronto.

Saludos, Jorge.

Pliskeen dijo...

A mí me gustó mucho :)

Tiene sus fallos, pero al fin y al cabo son perdonables. Por ello la pongo como imprescindible, para evitar que caiga en el olvido.

No es exactamente el debut de Maguire en el cine (habia hecho papeles secundarios en otros films) pero si es la primera vez, que yo recuerde, que es el principal protagonista.

Si tienes oportunidad de verla, no creo que lo lamentes.

Sakudos ;)

Miguel Angel dijo...

Vaya, creí que habías olvidado valorarla, pero ya ví que le pusiste 5 "cabezalien", motivo suficiente para hacerme de ella y darle un visionado, tampoco conocía la película en cuestión, inmerso seguramente en la contemplación de blockbusters con mucho mayor promoción, este es el tipo de película que mi mujer disfruta como una chiquilla, seguro que le gusta, bueno, ya te contaré Pliskeen, un saludo.

Pliskeen dijo...

Espero que os guste a ambos, aunque si a ella le gustan este tipo de películas, seguro que esta no le defraudará.

Tiene momentos emotivos y otros más cómicos, con lo cual la mezcla funciona perfectamente.
Creo que vale la pena verla, si bien puede no sea perfecta, sí deja un buen sabor de boca :)

Saludos ;)

elpatodeorigami dijo...

Ya sé que suena a tópico pero esta peli la tengo entre mis eternas "pendientes".

A ver si el Ares funciona como es debido y puedo verla en estos días de fiesta.

Pliskeen dijo...

Pues ya me contarás que te ha parecido cuando le hayas echado el ojo ;)

Saludos :)

Rose Mulligan dijo...

¡¡¡¡Me encanta esta peli!!!!
La vi por primera vez en el instituto (nuestro profesor nos ponía buenas películas!!) y la he vuelto a ver varias veces (no tantas como me gustaría, porque tengo muchas películas pendientes y tengo que repartir mi tiempo) porque me encanta!! Es un poco ñoña pero da igual! ;)
No me esperaba que te gustara tanto (5 aliens!!) y mucho menos que la comentaras en este blog!! Pero me ha hecho ilusión leer tu critica!!! :)
¡¡Saludos!!

Pliskeen dijo...

Increible-ble!!
Y a mí tb me encantó cuando la ví :D
Creo que merecía la pena que se la rescatara del olvido en el que desgraciadamente parece haber caído.

Fantástico, terror, ci-fi, aventuras...en Amazing Movies hay cabida para todo! Así que espero poder soprenderte de nuevo ;)

Saludos :)