miércoles, 15 de septiembre de 2010

“Adele y el misterio de la momia” (2010) - Luc Besson

crítica Adele y el misterio de la momia 2010 Luc Besson
En los últimos años, Luc Besson se ha centrado más en su faceta de productor y guionista que en la director, reservando esta última casi exclusivamente –a excepción de “Angel-A”- a la saga infantil que inició con “Arthur y los Minimoys” allá por el 2006, y que este mismo año tendrá su tercera entrega titulada “Arthur and the Two Worlds War”

Sin embargo, antes de estrenarse ésta, tenemos ya en nuestras carteleras a “Adele y el misterio de la momia” libre traducción española del original Les aventures extraordinaires d'Adèle Blanc-Sec (¿tan difícil era titularla “Las extraordinarias aventuras de Adèle Blanc-Sec”?)

Basada en los cómics del artista francés Jacques Tardi, la historia gira en torno a la intrépida escritora y periodista Adele Blanc-Sec.

En 1912, mientras Adele viaja a Egipto en busca de una antiquísima momia, en París se desata el caos cuando un misterioso pterodáctilo de 136 millones de años de antigüedad despierta de su letargo y empieza a causar estragos entre la población.


A su regreso a la ciudad, Adele centrará sus esfuerzos en sanar a su hermana gemela con la ayuda de la momia y en detener al molesto dinosaurio volador.


Adèle Blanc-Sec es una de las más famosas heroínas del cómic francés, y sus diversas aventuras se sitúan antes y después de la I Guerra Mundial. La creación del reputado Tardi nació a mediados de los 70, y desde entonces han visto la luz un total de 9 historietas, habiéndose publicado la última en 2007.

La primera aventura de Adele a la gran pantalla no adapta una historieta en concreto sino varias. Concretamente, y según he podido deducir, lo que Besson nos cuenta en esta película sería básicamente una combinación de las tramas de Adèle et la bête (1976) y Momies en folies (1978)

Servidor no ha tenido el placer de leer la obra de Tardi, por lo que ignoro el grado de fidelidad a las mismas y si dicha combinación está realmente justificada (o bien empleada). En todo caso, lo que nos interesa es la película en sí y si ésta cumple con sus pretensiones (si es digna o no de la obra de dicho autor es algo que deberán juzgar sus lectores)


Lo cierto es que quién acuda pensando que estamos ante una especia de Indiana Jones o Rick O’Connell a la francesa y en femenino, puede llevarse una tremenda decepción. Y es que aquí el humor es el que predomina sobre la aventura propiamente dicha. Esto es bueno o malo dependiendo de lo que cada uno esperase de ella. En mi caso en particular, debo admitir cierta sorpresa, pues esperaba encontrar otro tipo de cinta (culpadme o a mi o culpad a la engañosa publicidad), y si bien el tono de la propuesta no me ha disgustado, también me ha quedado claro que tampoco estamos ante el mejor Luc Besson (lejos quedan ya títulos como “Leon (El profesional)” o “El quinto elemento”)

El director francés ha abordado la obra de Tardi con un tono muy caricaturesco, quizás demasiado. Esto resulta acorde al medio del que proviene, de modo que es tan excusable como lícito, aunque no quita que en algunos momentos puede llegar a resultar un poco cansino.

Las caracterizaciones de algunos personajes son algo exageradas e incluso en algunos casos hasta grotescas, llegándonos a recordar su maquillaje a otro cómic llevado al cine: Dick Tracy. El parentesco entre ambos films denota las mismas intenciones: un estilo visual lo más cercano posible al de la viñeta.

El aspecto de estos personajes puede resultar algo chocante al principio, aunque luego uno termina acostumbrándose, pues tampoco llega a ser tan extremo como en el caso del film de Warren Beatty.

Ahora bien, su actitud es igual de caricaturesca, lo que en ocasiones propicia momentos y situaciones simpáticas, y en otras, momentos que rozan el ridículo. Y es que el humor, a veces negro a veces sumamente blando (Besson no termina de decantarse por uno u otro), tiene sus altibajos. La mayor parte de las sonrisas –o incluso risas; eso ya depende de cada uno- nos las saca Adele con su cinismo y sus frases lapidarias. Sin duda, estamos ante una mujer de armas tomar, que con su agresivo carácter, su atrevimiento y su astucia logra dejar sin palabra al más pintado y solventar cualquier obstáculo que se le pone por delante.

Sin embargo, otros gags resultan más forzados e infantiloides, cosa que no termina de cuajar con los que parecen más meditados y directamente deudores de la mejor comedia francesa.


El tema fantástico tiene sus puntos álgidos al principio y al final de la película, que es cuando ésta adquiere un mayor tono aventurero y saca más partido de los efectos especiales (muy correctos o algo cantosos, según la secuencia) y las habilidades de Adele. Pero da la sensación de que no se ha aprovechado del todo las posibilidades que ofrecía semejante premisa, y que en pos del humor, se pierde algo de esas “extraordinarias aventuras” que vive nuestra protagonista.

También el ritmo es algo irregular, y lo surrealista/ ingenuo de algunos pasajes o sucesos puede llegar a sacarte un poco de la película (el vuelo de Adele a lomos del pterodáctilo, los continuos desmayos de cierto transeúnte o el patético cazador) si bien en todo momento se deja claro que el enfoque es intencionadamente disparatado y absurdo (seguramente propio ya de la obra de Turdi), con lo cual depende mucho de la predisposición del propio espectador a dejarse llevar por la extravagancia de la propuesta y sus constantes desvaríos (algo que el humor, cuando resulta acertado, permite sobrellevar con agrado)

Precisamente debido al carácter jocoso y paródico de la cinta los momentos que más chirrían son aquellos en los que Besson pretende, sin conseguirlo, ponerse más profundo y dramático (el tema de la hermana de Adele) Y es que el paso de un tono a otro es demasiado repentino, y resulta imposible que uno empatice debidamente con el personaje (menos cuando algo con intención de provocar risa quiere luego pasar por triste)

La película, a priori, está destinada a todos los públicos, e incluso podríamos decir que próxima al cine familiar, pero contiene algún que otro detalle un tanto inadecuado que quizá la haga menos apta para este último sector. No es que uno vaya a escandalizarse por presenciar cierto desnudo, pero no deja de ser poco inoportuno, más cuando queda patente lo gratuito del mismo (especialmente en la escena del baño, donde el agua de la bañera cubre tan sólo la mitad de los pechos de Adele; ¿qué necesidad había para ello? En mi opinión, ninguna. No en este tipo de producción)

Por ello, algunas libertades que se toma Besson resultan un poco inadecuadas para recomendarla a toda la familia, mientras por momentos puede ser también demasiado infantil para que la disfrute un público adulto. Se queda pues, en tierra de nadie, lo cual es de lamentar teniendo en cuenta su look y estupenda puesta en escena, la atractiva premisa con la que cuenta y el más que aceptable trabajo de su actriz principal, la guapa Louise Bourgoin, que con mucha soltura y encanto, defiende el personaje de Adéle de la mejor manera posible.

“Adele y el misterio de la momia” es, por tanto, una alocada comedia fantástica que peca de infantiloide y de irregular tanto en ritmo como en humor. Como película de aventuras no convence demasiado, y como comedia tampoco termina de dar en el clavo, aunque llega a ser suficientemente entretenida para que uno no lamente su visionado.

Puede que el fallo esté en Besson, que no haya sabido imprimir el tono adecuado; o puede simplemente que el humor de Tardi esté mejor en viñetas que en fotogramas, pues no todo lo que divierte y entretiene en un formato tiene que funcionar igual de bien en otro.




Valoración personal:

19 comentarios:

PEPE CAHIERS dijo...

Pues parece que se queda a medio camino de sus intenciones. De todas formas parece interesante.

Pliskeen (David Ribet) dijo...

Si tienes curiosidad, no dudes en echarle un vistazo, aunque no te pierdes nada si esperas a su salida en Dvd.

Sobre el papel, era una historia con posibilidades, pero acaba siendo una mezcla un poco rara. Si se pulen algunas cosas, podría dar pie a secuela de mayor calidad.

Saludos ;)

Carlos Cubo dijo...

Como bien dices, aquí lo que prima es el humor más que la aventura y el espectáculo. Y precisamente es lo que me tira para atrás: que haya mucho, mucho humor francés. No termino de conectar con él. Luc Besson, para mí, lleva tiempo perdido. Incluso me gusta más en sus tareas de productor de acción intrascendente pero bastante entretenida.

Por cierto, enhorabuena por el blog, que lo acabo de descubrir gracias a Almas oscuras, y nos seguimos leyendo. Un saludo!

dragon negro dijo...

Bueno, mas o menos lo que decia yo, aunque a ti no te ha sentado tan mal, jejeje

Pliskeen (David Ribet) dijo...

Carlos Cubo,
Lo primero, bienvenido!
Es un placer tener a un nuevo lector por estos lares, especialmente si también disfruta con el blog del amigo Joan.

En cuanto al humor francés, a mi sí me gusta. Pero es que aquí hay un poco de todo, y en mayor medida es infantil y absurdo, algo que relmente no entiende de nacionalidades.

A falta de ver Angel-A, opino como tú, que Besson lleva tiempo en dique seco. A mi ya ni siquiera me gustó su Juana de Arco (creo que no pude ni terminarla), con lo cual nos remontamos al 97 con la genial "El quinto Elemento". Como productor de películas de acción, tiene sus más y sus menos. Hay muchísimos churros, pero de vez en cuando sale alguna que se deja ver con agrado o incluso es realmente buena (Venganza, por ejemplo)

Dragón,
Aunque al igual que tú esperaba más una película de aventuras, puede que al estar algo más acostumbrado al cine francés se me hiciera menos horrible xD
Por ejemplo, a mi si me gustó la actriz, y veo que a tí en cambio te cargó bastante. Ahora bien, las partes ridículas creo que a ninguno de los dos le sentaron bien.

Saludos ;)

Chacal dijo...

Yo me interesé por los comics a raiz de enterarme de este proyecto de Besson, y desde luego si que hay que decir que sobre papel el tono de las historias es diferente, si bien creo que el espíritu es el mismo. Lo que pasa que es quizás una obra tan dificil de adaptar que por eso el director ha tomado varios títulos como base para su argumento, quizás irregular pero correcto y entretenido desde mi punto de vista.

Pliskeen (David Ribet) dijo...

A mi no me convenció demasiado, aunque entretenida más o menos sí es (aburre a breves ratos)

Pensé que quizás un cómic no daba para una película, y que por eso juntó varios, pero si es por dificultad, casi encuentro mejor potar por centrarse en uno sólo.

Saludos ;)

Chacal dijo...

Hombre, tampoco es que tengan una dificultad de entender, pero digamos que no son la típica lectura intrascendente. Vamos, que mejor acercarse a ellos como un lector de superhéroes se acercaría a algo tipo Watchmen.

Pliskeen (David Ribet) dijo...

Esto... "optar" y no "potar" xD

Pliskeen (David Ribet) dijo...

Pues si son cómics con más chicha, creo que eso es precisamente lo que le ha faltado a la película, a parte de finiquitar las tramas (la de la momia y sobre todo la del pterodácitlo) de forma ramplona.

MASP dijo...

Menuda desilusión. Mal empezábamos con la bochornosa "traducción" del título, pero no me esperaba esta caricatura sino una cinta de aventuras con alguna concesión al humor (como la estupenda primera entrega de "La Momia") y no a la inversa.

Y es una pena, porque la idea bien llevada daba para una nueva y entretenida franquicia. Todavía estoy por ver un personaje femenino en un film de acción que resulte carismático y no se dedique sólo a explotar las curvas de la protagonista.

En fin, otra vez será. Saludos!

MASP dijo...

Perdón por el doble post, pero acabo de ver algo que creo merece la pena ser compartido. Se trata de un libro de cine de próxima publicación sobre una figura mítica del género al que todos debemos mucho.
http://is.gd/fdZQE

Por mi parte, en cuanto salga y la economía lo permita, me haré con él fijo. Ya os contaré. Saludos!

Pliskeen (David Ribet) dijo...

Pues nada que ver con La Momia ni con el amigo Indiana Jones (los dos mejores referentes del cine de aventuras moderno). Esto es una comedia fantástica absurda y surrealista con algún toque de aventura, pero muy poco y mayormente insatisfactorio.

El principio es muy a lo Indy y promete, pero desgraciadamente enseguida toma otro camino. Está más cerca de Mortadelo y Filemón que del cine de aventuras.

En lo que respecta a los personajes femeninos, tienes toda la razón. Hoy en día se explota sobre todo su vertiente sexual, por lo que resulta imposible tener heroínas del calibre de Sarah Connor y la Teniente Ripley. Y la verdad, para seguir viendo a Angelina Jolie o a Milla Jovivich frunciendo el ceño y armadas hasta los dientes, pues como que no. Las heroínas deben tener más personalidad que eso.

Y no hace falta que te disculpes por el doble post, que no sólo está permitido sino que además está justificadísimo... Yo también quiero ese libro! Gracias por la info compañero ;)

Saludos :)

Kike dijo...

La segunda mitad de esta "película" es un despropósito ABSOLUTO...

¿Es que nadie ha revisado este guión? ¿Ni siquiera le han echado un vistazo antes de ponerse a rodar?

Pliskeen (David Ribet) dijo...

Siendo Besson el que escribe y dirige, imagino que el visto bueno final lo debe dar... Besson xD

Saludos ;)

Kike dijo...

Si todo eso ya lo sabía y lo hace aún más triste. tener libertad total y ponerte a defecar es el crimen supremo del cine.

De todos modos al bueno de Besson yo creo que le podemos poner una querella criminal por este y otros engendros audiovisuales.

Darkerr dijo...

Pues Besson ya no me atrae mucho, desde "El quinto elemento", si mal no recuerdo. Creo que sobre este film paso de largo. Quiza algun dia le de un vistazo por puro accidente.

escenarioabismo dijo...

Hola, llegué aquí por casualidad mediante el blog de La mansión del terror, y la verdad es que, como ése y el de La abadía de Berzano, me han sorprendido por la calidad de los textos y el original diseño. Las películas que reseñáis resultan muy interesantes, tanto los estrenos como el recuperar clásicos, cine popular o más underground. Así que, otro más a favoritos. Felicidades por vuestro trabajo.

Sobre Adele y el misterio de la momia, poco puedo decir porque no la he visto, pero Besson es un tipo capaz de lo mejor y lo peor pero como mínimo siempre puede ser interesante. Intentaré verla aunque no conozco el tebeo. Un saludo.

Pliskeen (David Ribet) dijo...

Kike,
Tenemos muy mal visto la figura del productor, y con razón la mayoría de veces, pero no siempre es malo tener alguien que te diga qué debes hacer y qué no, o al menos alguien que tenga un punto de vista distinto para poder plantearte si hay elementos que funcionan o no, o si estás tomando el camino adecuado. Si lo que haces es un "yo me lo guiso, yo me lo como", está claro que todo lo que salga de tu pluma va a ser, a tu gusto, la leche.

Creo que Besson necesita un poco de autocrítica y ver qué es lo que ha fallado. Obviamente, habrá gente a la que el guste, pero los decepcionados somos mayoría.

Darker,
Estoy como tú. Desde "El quinto elemento" que perdí bastante interés en su carrera, y desde luego, esta película no va a servir para que lo recupere.

escenarioabismo,
Bienvenido a mi humilde blog y muchas gracias por los halagos. Me alegra haberte causado una buena impresión, y encantado estoy de tenerte como lector y de que en próximas entradas podamos intercambiar impresiones.

Saludos ;)